Cuatro artistes de dos xeneraciones en "2x2",exposición que celebra los 25 años


Autor: Ana Basagoiti Brown
Publicación: Les Noticies 5-3-2006
La galería Cornión de Xixón vístese de plata estos díes, yá que foi un 11 de mayu de 1981, hai yá 25 años, cuando abrió la primer vez les sos puertes y dende entos víen realizando una intensa y cuidada activídá, con cerca de nueve exposiciones anuales d'arte contemporáneu, con un especial precuru a la pintura y la escultura, ensin olvídar por ello otres disciplines como la cerámica o la fotografia. Frutu d'esa xera cuenta ente la so no mina d'artistes con un importante grupu a los que se puede considerar "artistes de la galería". Asina l'escultor lleonés Amando González, l'espontáneu pintorJosé Arias, el yá veteranu Joaquín Rubio Camín, la prolífica Carmen del Castillo, l'artista puro Luis Fega, la pintora líríca Josefina Junco, l'escultor Ernesto Knorr, el xenial Pablo Maojo, el pintor José Manuel Núñez, l'últimu gran triunfador Pelayo Ortéga, el personalísimu Ramón Prendes; el prematuramente desaparecíu nuna de les sos meyores etapes creatives Javíer del Río, y Estrella Sánchez ente más otros. Trescurríos veinticinco años d'andadura nel mercáu artisticu asturíanu, ye una de les galeríes más consolidaes d'esta ciudá y puntu de partida de munchos de los meyores creadores asturianos del nuestru tiempu.

La Galería Cornión conmemora esti aniversaríu cola exposición que baxo'l titulu de "2x2" axunta y trata de resumir dos xeneraciones mostrando la obra de cuatro importantes artistes asturianos.

Trátase de Camín y Antonio Suárez representando esa primer época y Pelayo Ortega xunto a Melquiades Álvarez la segunda d'eses xeneraciones representatives de los artistes de Cornión. Dende 1981, toos ellos y munchos otros más caminaron xunto a Amador Femández Camero nesta gran aventura.

Seis exposiciones
Con esta exposición entama un ciclu de seis exposiciones colectives, ente xineru y mayo, onde se van repasar les propuestes y los creadores que se mantuvieron fieles a esta galeria. Con ellos Cornión xeneró un fructífero ciclu d'exposiciones, presentaciones y actos culturales, ilustraos con catálogos y publicaciones de llibros d'artísta, ediciones d'obra gráfica y múltiples d'escultura. Ta previsto depués d'esta primera exposición, otra con pintores cercanos a cierta figuración, en distintos parámetros onde va primar la "pintura-pintura". Depués va toca-y el turnu a les distintes tendencies de l'abstracción que pasaron pela sala. Pa terminar, va celebrarase una colectiva con obres en pequeñu y mediu formatu, sobre papel, y una gran exposición escultórica, dientro y fuera de la galería.

La primera d'estes xeneraciones que se presenten güei tien dos protagonistes claros: Camín y Antonio Suárez. Ambos abren la segunda mitá del sieglu XX. Rubio Camín, artista de llarga trayectoria y bayurosa producción, anque nos tien más avezaos a la figura d'escultor, presenta nesta ocasión la faceta pola qu'un bon día entamó a dar los sos primeros pasos nel arte plásticu. Asina, muéstranos una serie de bodegones sutiles, con una paleta austera nos sos matices, ente malves y grises, baxo el "menos ye más" que tanto lu define. Esquemáticu, rotundu y más lúcidu que nunca. Toas ellos obra recién. Con pincel en mano Camín en cuanto cuestiones temátiques interesóse por ciertos xéneros pictóricos más que poi otros, asina especialmente'l paisaxe, la naturaleza muerta y el bodegón.

Antonio Suárez, pintor de renome estatal y internacional, entama xunto al tamién mozu Camín na pintura al natural. Nos primeros años la so pintura mostrábase cercana a la esquematización de les formes. Conoz a artistes de la "Escuela de Madrid;;, y en 1951, en París, entra en contactu con Oscar Domínguez, Clavé, Peinado y Pelayo ente más otros. Na capital francesa abandonará l'abstracción poI realismu. Vuelve p'Asturies y a finales de los años cincuenta asitia en Madrid, formando parte del grupu El Paso. L'informalismu conviértese nel so llinguaxe pictóricu con una carga violenta y convulsiva dominada poI colorao. Posterionnente va dir evolucionando hacia una depuración de les formes, a la mesma vez qu'aparecen referencies figuratives próximes al paisaxe. Antonio Suárez preséntanos nesta muestra un oleu fecháu nos años sesenta tituláu "Torso" que sorraya cómo y cuándo cambió la pintura n'España, de la mano d'aquel grupu "El Paso" del que formó parte. El restu d'obres son posteriores, toes elles cola naturaleza como punto de referencia. Les sos obres traducen la so aguda perspicacia creativa y el so acusáu sentiu d'independencia artistica y personal.

La segunda xeneración fórmenla Pelayo y Melquiades. El mierense Pelayo Ortega preséntanos, con un éxito rotundu en ventes nuevamente nesta exposición, una serie d'óleos sobre papel con fuertes empastes, ente'l xestu y la reflexón, el tiempu y l'espaciu, con nueves referencies a Nueva York N'otres obres, toes elles con esos fuertisimos empastes que lu vienen caracterizando, introduz la figura humana convertida más bien nuna silueta y otros iconos habituales na so pintura, como son el bastón, el paragües y la silla. Ye, ensin dulda nenguna, ún de los grandes valores del arte contemporáneu asturianu, con un éxitu que rebasa les fronteres estatales, de la mano de la Galeria Marlborough, exponiendo con merecíu éxitu na sé neuyorquina d'esta galeria y p'acabar d'enlIenar la felicidá d'esti artista siendo la so obra la primera de les vendíes na edición de la Feria d'Arco d'esti añu. Al parecer malapenes trescurrios cinco minutos dende que s'abrieren les puertes de la feria un coleccionista extranxeru alquirió la obra de Pelayo Ortega titulada "Bibendum", un oleu sobre madera y aluminiu enriba'l que descansaba un muñecu de Michelín, ún de los motivos recurrentes na mayoria de les obres del pintor asturianu.

De la so parte, el pintor intimista por excelencia, Melquiades Álvarez, preséntanos una serie de delicioses obres nes que prima esa elegancia paisaxistica nos dibuxos y pintores que tanto lu caracteriza, y con esi romanticismu norteñu y lúcidu, lligáu a les lluces tenues y les voces intenses, que penetren les miraes armonizando oficiu, reflexón y poesía. Les obres que lu representen enmárquense dientro d'esa poética intimista y romántica que caracteriza'l gruesu de la so obra.

Esta primer exposición va permanecer abierta hasta'l próximu 14 de marzu.